Proyecto FLEGT en América del Sur

FLEGT  es un Plan de Acción propuesto por la Unión Europea desde 2003, para ayudar a países en desarrollo a prevenir la tala ilegal y mejorar los beneficios de este mercado.

Plantea excluir a los mercados madereros ilegales para mejorar la oferta de la madera legal y aumentar la demanda de productos madereros responsables. Así mismo, efectuar la aplicación de leyes, gobernanza y comercio forestal.

Para la implementación en América del Sur se ha desarrollado el proyecto “Apoyando la aplicación del Plan de Acción FLEGT de la UE” ejecutado por TRAFFIC.

¿Cuáles son los objetivos de FLEGT?

A través de la Gestión Forestal Legal y Sostenible mejorar la gobernanza y reducir la tala ilegal, y a su vez, promocionar el comercio de la madera producida legalmente.

¿Qué medidas aborda el Plan?

  1. Fomentar el sector privado en la Unión Europea para adoptar políticas de compra que aseguren únicamente madera legal en sus cadenas de suministro.
  2. Que los Estados miembros de la UE adopten políticas de compras públicas que requieran en sus contratos de suministro la verificación de que la madera es producida legalmente.
  3. Exclusión de la madera ilegal del mercado de la UE mediante la nueva Normativa sobre Madera Ilegal.
  4. Medidas que animen a evitar la inversión en actividades que fomenten la tala ilegal.

¿A largo plazo?

La UE iniciará un proceso de diálogo con países productores y consumidores de madera para ampliar la colaboración internacional destinado a abordar el problema de las talas ilegales.

¿A corto plazo?

Se establecerá un sistema voluntario de concesión de licencias para atestiguar la legalidad de la madera exportada a la UE.

Finalmente, FLEGT apoyará la creación de capacidades en países en vías de desarrollo para la producción legal de madera y su sostenibilidad por medio del apoyo técnico y financiero propinado por la Unión Europea.

Con respecto a los gobiernos de países productores de madera, el apoyo no será ajeno, se sumarán motivos para combatir la tala ilegal impidiendo el acceso de la materia prima a mercados europeos a través de acuerdos de comercio bilaterales llamados Acuerdos Voluntarios de Asociación –AVA-

 

REDACCIÓN: Ecuador Forestal

Opina

*