España: La FAO elogia el esfuerzo en extinción de incendios, aunque pide más inversión en los bosques

Anuncia que la ONU votará este mes establecer de manera formal un Día Mundial Forestal, para que los bosques estén en la agenda

El subdirector general del departamento forestal de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), Eduardo Rojas-Briales, ha destacado el sistema de extinción de incendios del que ha dicho que es “muy eficaz” y ha permitido que, desde 1994, España tenga unos niveles de incendios “de los mejores respecto a los países comparativos”.

   Durante una entrevista concedida a Europa Press con motivo de su visita a Madrid para clausurar el Año Internacional de los Bosques 2011, ha manifestado que en España, a nivel Gobierno ha habido algunas decisiones “más afortunadas que otras” y considera que se ha hecho un gran esfuerzo en extinción, con medios muy sofisticados pero ha advertido de que los bosques “requieren de mayores inversiones que las producidas en esta legislatura, que el contexto económico no ha favorecido”.

   Igualmente, sobre el aprovechamiento forestal, ha dicho que España tiene una gran potencialidad como sector importante en la recuperación de la economía de forma dispersa en todo el territorio. “La actuación desde las administraciones públicas no ha sido muy eficaz en fijar empleo. Sería bueno destinar recursos a la contratación permanente y a potenciar el sector del corcho más allá del vino, entre otras cuestiones”, ha valorado.

   Rojas Brianes ha hecho hincapié en que el bosque y la biomasa puede crear empleo, evitar la pérdida de divisas, reducir la dependencia exterior, una “gran posibilidad” de I+D y crear productos innovadores.

   En el contexto global, ha defendido que los bosques “van a ser centrales en la economía verde y baja en carbono”, ya que tiene unas potencialidades “enormes” que ya están aprovechando en países del norte de Europa y Canadá, pero que en España únicamente se aprovecha el 30 por ciento del crecimiento de la masa forestal.

   A su juicio, el uso energético de los residuos forestales y la transformación de la industria actual de papel en biorrefinerías para convertir la industria química en industria no basada en derivados del petróleo, es “un área muy interesante en el tránsito hacia una economía verde o baja en carbono”.

   En este sentido, ha destacado que el Año Internacional de los Bosques 2011 ha movilizado a una escala global y local una excepcional actividad nunca vista hasta la fecha con el objetivo de trasladar a la sociedad la importancia de los bosques, desde una perspectiva integradora y holística a las personas.

   “La aceleración del nivel de las perturbaciones de la naturaleza que afectan a las ciudades -como tormentas, sequías, inundaciones o corrimientos de tierras- nos recuerdan que es de extrema importancia tener capacidad de resistencia ante los desastres y que los árboles desempeñan un papel importante para proteger el ambiente de las ciudades”, ha subrayado.

   Rojas-Briales ha anunciado que en unos quince días, la Organización de Naciones Unidas (ONU) votará declarar de manera formal el Día Mundial Forestal, para que los bosques estén en la agenda todos los años.

LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO

   Asimismo, ha incidido en que el tema forestal es “central para luchar contra el cambio climático” e indirectamente para luchar contra el hambre, ya que los bosques son, a su juicio, un “cinturón de seguridad de las poblaciones pobres”.

   En cuanto al Año Internacional de los Bosques, ha manifestado que se han realizado acciones muy relevantes, pero ha reconocido que, en los países desarrollados, debido a la crisis, han reducido el presupuesto forestal, mientras que la sociedad civil ha desarrollado un esfuerzo “muy importante”.

   En lo que respecta al papel de los bosques en la Cumbre del Clima que se celebrará el próximo mes de diciembre en Durban (Sudáfrica), el subdirector forestal de la FAO ha dicho que es un momento “muy importante”, en el que no se puede perder los avances de Copenhague y Cancún (las dos cumbres de cambio climático precedentes) y ha lamentado que “por desgracia, la crisis financiera y los problemas internos de algunos países, parece que van a dificultar un acuerdo en Durban”.

   Por eso, ha insistido en que el ‘rol’ de los bosques en el cambio climático es “clave” porque el volumen de carbono almacenado por la vegetación, incluido el suelo, es el mismo que el que hay en la atmósfera; es decir que, cualquier reducción de vegetación o aumento de vegetación tiene una influencia enorme en el balance del carbono en la atmósfera. “No se puede luchar contra el cambio climático solo con los bosques, pero sin ellos tampoco”, ha apostillado.

   En este contexto, ha comparado la capacidad de la masa forestal para fijar carbono con los sistemas de captura y almacenamiento geológico de CO2, de los que ha dicho que tiene un coste por tonelada de emisión de 25 euros, mientras que la captura forestal de carbono con mecanismos REDD tiene un coste de unos 5 euros por tonelada de CO2.

   Finalmente, ha añadido que mientras inyectar carbono en el suelo no tiene ningún tipo de beneficios, la reforestación tiene “grandes beneficios”, como la fijación de empleo y población local, la mejora de la biodiversidad, la protección del suelo, y la regulación del ciclo hídrico.

Fuente: http://www.europapress.es/sociedad/medio-ambiente-00647/noticia-incendios-fao-elogia-esfuerzo-extincion-incendios-espana-pide-mas-inversion-bosques-20111003162340.html